martes, 3 de julio de 2012

El Principe azul

Un escalofrió me recorrió entera , al mirarle a los ojos , esa persona que siempre me escucha aunque sea una tontería  ,no tenga razón o no este de acuerdo conmigo, sea una cabezota , es capaz de seguir ahí , paciente  y con una sonrisa . Da igual si no compartimos los mismos gustos, nos sacrificamos un día por el otro por ver la satisfacción que produce en su rostro o en el mio… Sigo soñando como cuando era pequeña con mi príncipe azul, aunque ahora ha cambiado ya no es taan perfecto, porque seria difícil no, imposible un chico como el que quería, ahora me conformo pero sigo soñando y sigo buscando al príncipe azul.   

¿Y el físico? no es tan importante, es algo efímero, se marchita con el tiempo pero no he de negar que me importa ¿y a  quien no? , acostumbrados por los medios a que cuanto más bonito, mejor será, por ejemplo un pastel con muy buena pinta pero al saborearlo esta amargo, también que las mujeres deben ser delgadas  y los hombres delgados y musculosos, a utilizar todo tipo de productos para resultar más atractivos/as, hasta operaciones estéticas etc. El caso es somos muy influenciables, por desgracia yo también sin llegar a esos extremos, el físico solo es un envoltorio puede gustar mas o menos, lo que mas llena e impacta es la personalidad.

Seducimos valiéndonos de mentiras y pretendemos ser amados por nosotros mismos